Zidane, el gestor del éxito que volvió al Real Madrid para resucitarlo

Zidane, en el banquillo del Real Madrid.

Zinedine Zidane se ha convertido en el emblema del Real Madrid ganador de los últimos años. Eso sí, a la hora de repasar los títulos que ha logrado -con tres Champions consecutivas- conviene recordar la importancia de esta última Liga, porque ya lo había ganado todo cuando dejó el club en 2018 y aceptó volver tras los fracasos de Lopetegui y Solari cuando el Madrid se encontraba en una situación caótica.

Pese al aura que acompaña siempre a Zidane las dudas sobrevolaban el cielo del Valdebebas al comienzo de su segunda etapa, ya que había problemas dentro del campo y conflictos en el vestuario. Además, aunque logró mantener invicto al equipo nueve jornadas, los resultados no le acompañaron y se fue dejando tantos puntos que sus registros en el final de la temporada 2019 fueron peores que los de Solari y de los peores del Madrid en la última década.

Las dudas persiguieron a Zidane, ya que las malas sensaciones del curso 2018-19 y las patatas calientes que heredó prolongaron la incertidumbre hasta la pretemporada. Le tocó lidiar con la situación de Gareth Bale, que estuvo más fuera que dentro por algunos momentos, o la posible salida de James que estuvo en boca de todos. Incluso se puso en duda la titularidad de Modric y Kroos en la sala de máquinas. Y a todo esto se sumó una dolorosa goleada veraniega frente al Atlético de Madrid en su primer cara a cara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *